Receta: Falafel de garbanzo fácil

SIN GLUTEN - VEGETARIANO - VEGANO

Hoy no te traigo una receta de pan o de repostería específica para celiacos. Hoy te muestro una receta con la que vas a conquistar a todos. Falafel. Una receta sin harinas.  

El falafel es una receta típica de la gastronomía árabe. Según su origen, su elaboración puede variar utilizándose garbanzos, habas o incluso guisantes. No obstante, la receta original utiliza los garbanzos como ingrediente principal por ello he elegido hoy esta opción. Quiero lo básico.

El falafel tiene forma de croqueta o de mini hamburguesa y, tradicionalmente, se fríe en abundante aceite. Se trata de un plato muy sencillo en cuanto a ingredientes y muy versátil en la forma de consumirlo.

Estas bolitas de garbanzos son muy energéticas aportando una gran cantidad de fibra y de nutrientes de alto valor biológico. Esta legumbre es rica en hidratos de carbono de absorción lenta y en proteínas vegetales. Así mismo contiene un gran porcentaje de vitaminas y minerales como calcio, magnesio, fósforo, cinc, potasio, hierro... vitaminas A, B, C, E y K.

El aporte en grasas del garbanzo por sí solo es muy equilibrado. Sin embargo, como en receta hay que freír las piezas, el aporte de calorías vacías y de grasa se eleva un poquito más. Por ello, recomiendo acompañar este plato de una buena ensalada verde o de vegetales frescos y salsa de yogur casera.

Si quieres una receta completamente saludable, libre de grasas y proteica, te recomiendo que hornees el falafel en lugar de freírlo. Como resultado obtendrás un masa un poquito más seca y menos crujiente pero seguirá siendo muy sabrosa.

Que lo hagas de una forma u otra depende de tus objetivos y del equilibrio diario que puedas realizar en tus comidas. 

falafel+sin+gluten+facil
receta+falafel+facil+sin+gluten


A mí me gusta hacer muchos, así los congelo y los tengo disponibles cualquier día sin necesidad de pasar un buen rato en la cocina.
Para 5 personas ( 40-50 piezas depende del tamaño)
  • 500gr de garbanzos secos (Muy importante que sean secos)
  • 6 dientes de ajo (no muy grandes)
  • Unos 60gr de perejil fresco
  • Unos 60gr de cilantro fresco.
  • 1/2 cebolla grande o 1 pequeña.
  • 1cc de bicarbonato
  • 2cc de comino en polvo
  • 2cc de cilantro en polvo (yo no tenía)
  • 1/2 cc de chile
  • 1cc sal
  • 1/2 cc de pimienta.
  • Aceite de oliva para freír.

  1. La noche anterior, poner en remojo los garbanzos. Para ello, en un gran bol, poner los 500gr de garbanzos secos y cubrir con bastante agua (2 o 3 dedos por encima de los garbanzos).
  2. Al día siguiente, escurrir y secar los garbanzos. Es muy importante que NO haya agua ya que ésta dificultará la formación del falafel. 
  3. En la picadora o procesadora de alimentos, picar bien los garbanzos hasta tener una textura arenosa. Reservar en un bol. [Sí, el falafel se hace con el garbanzo "crudo"]
  4. En la picadora o procesadora de alimentos verter el perejil, el cilantro, los ajos y la cebolla. Batir bien hasta conseguir una pasta de color verde intenso.
  5. Incorporar la pasta verde al bol donde tenemos los garbanzos. Añadir las especias: el comino, el cilantro en polvo, la sal, la pimienta, el chile y el bicarbonato. 
  6. Mezclar todo muy bien durante unos minutos.
  7. Una vez que la masa es homogénea, dejar reposar una hora. [Si tienes prisa, te puedes saltar este paso].
  8. Poner a calentar en una sartén 1 o 2 dedos de aceite.
  9. Mientras se calienta el aceite, dar forma al falafel. Para ello, con las manos limpias, coger una pequeña cantidad de la masa y dar forma compactándola bien (tened paciencia en este paso). Yo suelo hacerlo un poquito más grande que el tapón de una botella (al freírlos, aumentan un poquito su tamaño). 
  10. Una vez que el aceite está caliente, freír por ambos lados en varias tandas, evitando que las distintas piezas se peguen entre sí. 
  11. Reservar en una fuente con papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.
-> Si se te rompen al freírlos puede que sea porque la masa tenga exceso de agua. Para la próxima vez, seca bien los garbanzos antes de triturarlos.
-> Si lo haces al horno, ponlo a 180º y ve dándoles la vuelta regularmente para controlar que no se quemen.

Están deliciosos tan cual pero te aconsejo mojarlos en salsa de yogur, en tahini o en hummus para darle un toque especial. Van a aplaudirte en la cocina, Este plato se puede acompañar de hojas verdes, verduras, arroz, quinoa... En bocadillos, en pan de pita, en enrollados...

¡Encuentra tu equilibrio, diviértete y juega con la comida!

9 comentarios:

  1. Hola Laura,puedo sustituir la pimienta por jengibre? Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Claro que sí, le dará un toque diferente pero quedará muy rico. No te pases con el jengibre que da mucho sabor! ;)

      Eliminar
  2. Hola! Para congelarlos, ¿Se pueden congelar ya una vez fritos, o se congela la masa para freirlos mas adelante?

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! De las dos formas es posible! Yo la verdad es que los congelos fritos. Pierden un poco el crujiente pero se soluciona dándole unas vueltas en la sartén ;)
    Laura.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Y ya que estamos, ¿Como haces la salsa de yogur para acoMpañar?

      Eliminar
    2. Eso vendrá en próximas recetas ;) Pero se puede adelantar por aquí. Sólo hay que mezclar: un yogur natural (sin azúcar) con un chorrito de limón, una pizca de sal, ajo en polvo, pimienta negra y menta o albahaca fresca picadita. En realidad la puedes adaptar según te apetezca ¡seguro que estará buena!

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. ¡Hola Susana! Uso la marca Samia, es sin gluten y la encuentro fácilmente en Francia que es donde vivo. En España creo recordar la marca Natco y en Foody (Madrid u online) tienen comino molido marca Dani ¡Espero haberte ayudado!

      Eliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!
Contestaré lo antes posible.

Laura.

Quizás también te interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...